Par de cocinillas

La alternativa del Maestro Ponce como chef

Nuca me imagine en la tesitura de tener que dar la alternativa a un torero de auténtica leyenda como es el caso de Enrique Ponce. Pronto empezará su vigésimo novena temporada como matador de toros. Y, como me ha confesado, la encara con la ilusión del que empieza. Tal derroche de amor por su profesión, su permanente deseo de seguir superándose, le ha permitido estar en estos momentos, en un deslumbrante estado de madurez que está posibilitando que todos los aficionados disfrutemos de un toreo que roza lo antológico.

El maestro de maestros me concedió el honor de darle su alternativa como cocinero. Enrique se atrevió a formar parte de elenco de personalidades que ha pasado por la sección “Par de cocinillas” de www.delascosasdelcomer.com, tras confesarme que nunca había cocinado. Viniendo de alguien de su coraje, determinación y valor, no me extraño en absoluto que se atreviera con semejante reto.

Según me contó en los genes debe llevar una habilidad, la de cocinar, nulamente explotada pues su padre fue un excelente profesional de la cocina. Ni corto ni perezoso, como podéis ver en la grabación se atrevió a preparar un gallo al horno con patatitas y cebollas rojas, al que el maestro solo añadió como ingrediente básico un Fino La Quinta de Osborne que goza de todas sus bendiciones.

Ha sido una delicia, escucharle hablar de toros mientras cocinaba con porte torero y encontrábamos en las conversaciones un sinfín de símiles entre la gastronomía y la tauromaquia.

Una alternativa, en la que como testigos contamos con la presencia de Don Luis Sanz, fundador y propietario de la Bodega Dehesa de los Canónigos y su hijo y Gerente de la misma, Iván Sanz Cid. Yo tengo el honor de ser padrino de esta gran bodega y compartirlo con Enrique Ponce, que fue nombrado padrino en el 2012.

Ponce, como todos los grandes personajes que marcan épocas, destila sencillez y enormes dosis de arte y conocimiento en todo lo que hace. Me consta que al igual que no deja de entrenar y perfeccionarse asegurándose siempre el mejor momento de forma, se preparó y ensayó concienzudamente el plato que nos preparó. Un plato, por cierto, que le salió sabroso y excelente.

La experiencia ha sido un verdadero lujo. Espero que la disfrutéis tanto como nosotros.

2 Respuestas

  1. Belen

    Ole ole, que grandes personas ante tan buen plato brindó por ello. Al igual que Enrique brinda un toro yo brindó con un Solideo por este Par de Cocinillas
    Belén

Deja un comentario