Productos

Seis consejos para la temporada de recogida de setas

En pleno otoño, comienza la temporada de recogida de setas en la península. Si te gusta recoger setas, debes tener en cuenta una serie de consejos para disfrutar al máximo de esta actividad y evitar intoxicaciones cuando consumas los diferentes tipos de hongos.

Estas recomendaciones las ha realizado el Dr. Gabriel Moreno Horcaja, profesor del Departamento de Ciencias de la Vida de la Facultad de Biología en la Universidad de Alcalá, para el portal Escapada Rural.

Seis consejos para la temporada de recogida de setas

Guía orientativa

En primer lugar, es importante contar con una guía que nos describa los tipos de setas y sus propiedades, para tener en cuenta la toxicidad de cada una de ellas y no llevarnos sorpresas cuando las consumamos.

Zonas recomendadas

Los hongos suelen aparecer en zonas húmedas o donde ha llovido recientemente, por lo que es aconsejable llevar vestuario y calzado adecuado, ya que probablemente nos mojemos o embarremos. Los lugares más habituales para buscar suelen ser bosques, jardines o campo.

Turismo de recolección

Si vas a viajar para recoger setas te recomendamos el norte peninsular ya que, al ser un territorio donde llueve con más abundancia y frecuencia, hay más cantidad y variedad de setas. Además, allí la temporada de recogida dura más tiempo.

No olvides la cesta

Es necesario llevar una cesta para recoger las setas que encontremos, ya que ahí pueden airearse y evitar su fermentación de camino a casa. Además, debemos envolverlas por tipos para que no se mezclen y, así, a la hora de cocinarlas y consumirlas será más fácil.

Cómo coger la seta

Antes de coger una seta que encontremos es imprescindible tener en cuenta que hay que arrancarla, no recortarla, ya que la zona inferior del hongo puede indicarnos si es venenosa o no. Además, hay que conocer un falso mito: las setas más coloridas no siempre son venenosas.

Intoxicación

En caso de intoxicación por hongos, o de tener la duda, es imprescindible ir al hospital a que nos realicen pruebas y someternos a un lavado de estómago si es necesario, ya que sino, las consecuencias pueden ser muy perjudiciales.

Deja un comentario