Antes uvas que cubas

‘Belén, 20 años de legado familiar’

“Yo voy  a ser enóloga para pisar uvas” eran las palabras que una Belén Sanz de niña decía seguramente sin ser consciente que estaba marcando su destino.

‘Belén, 20 años de legado familiar’

Pocas veces uno asiste a una concentración con tanto talento vinícola. Pero la ocasión lo merecía. Con el objetivo de conmemorar el vigésimo aniversario profesional de la joven y prometedora enóloga Belén Sanz de la Bodega ribereña Dehesa de los Canónigos, en la propia Bodega se dieron cita profesionales de prestigio internacional como Peter Sisseck, Mariano García, Antonio Sanz y su hijo Richard Sanz (DO Rueda), Tomás Postigo, José Manuel Pérez Ovejas, Raúl Pérez (DO Bierzo), José Carlos Álvarez, Xabier Ausás y Paco Casas.

Todos ellos han contribuido a la sólida formación que atesora Belén, motivo por el que la enóloga vallisoletana quiso agradecerles su decisiva contribución a lo que hoy es, haciéndoles participar en una histórica cata que se desarrolló bajo el título ‘Belén, 20 años de legado familiar’. Una cata en la que estuvieron incluidas añadas claves en la historia de la bodega y con las que los que los bodegueros y enólogos que asistieron tuvieron una estrecha vinculación.

Belén Sanz tuvo emocionadas palabras hacia todos ellos y no pudo evitar las lágrimas al agradecer muy especialmente lo hecho en estos veinte años a sus hermano Iván, gerente de la Bodega, también a sus hermanos Luis y  Marta, y por supuestos a sus padres, D. Luis Sanz y Mari Luz a los que reconoció deber absolutamente todo.

Belén e Iván Sanz Dehesa de los Canónigos

Fue el momento perfecto, cargado de sentimiento para presentar el vino con el que los cuatro hijos del fundador de la bodega junto a su mujer Mari Luz, le rinden homenaje: Gran Reserva Dehesa de los Canónigos Luis Sanz Busto.

Tampoco faltó una mención dedicada a nosotros, a Loles Silva y a mí, por el cariño que siempre hemos demostrado por esta ejemplar familia.

‘Belén, 20 años de legado familiar’

La historia profesional como enóloga de Belén Sanz, estos veinte años de profesión, es la historia del nacimiento y la consolidación de Dehesa de los Canónigos como una de las bodegas punteras de la Ribera del Duero, de España y del mundo.

Bodega Dehesa de los Canónigos

Belén, junto a su hermano Iván, siguiendo las pautas y consejos de sus padres, han escrito una trayectoria inspirada en valores como tradición, humildad, honestidad y esfuerzo o lo que es lo mismo mucho trabajo que no ha hecho sino empezar a cosechar los éxitos que se merece años y años de dedicación y buen hacer.

Desde www.delascosasdelcomer.com  nos sumamos a las felicitaciones a una de las enólogas llamada a definir el rumbo venidero del vino en nuestro país.

 

 

Deja un comentario