Hoteles gastronómicos

Pros y contras de una dieta HIPERPROTEICA

La dieta proteica se caracteriza principalmente por ser baja en hidratos de carbono. Este modelo de alimentación se aleja de las dietas tradicionales, que consistían en disminuir las calorías ingeridas para perder pesoEn los últimos años se ha popularizado de tal manera que aparece en el cine o las series de moda, donde la gente que aun consume “carbs” está desinformada, enajenada o es una especie de camicace nutricional. Entre las celebridades, modelos y famosos es tendencia y es que adelgazar sin dejar de comer es una opción muy apetecible, sin embargo, muchos profesionales de la medicina están en contra. Artiem Fresh People, creadores del proyecto gastro sostenible APORTAM, nos cuentan todo sobre esta dieta, los pros y contras, cómo hacerla sin descuidar la salud, qué alimentos consumir y cuáles están prohibidos.

Pros y contras de una dieta HIPERPROTEICA

  1. Según los defensores de esta dieta hay que consumir más proteínas sencillamente porque los hidratos se convierten en grasas mientras que las proteínas aportan energía y pocas calorías. Además. las proteínas producen un efecto saciante de forma prolongada y podrás controlar el apetito.
  2. Digerir alimentos ricos en proteínas produce un gasto energético mayor (termogénesis) que otros nutrientes.
  3. Es una alimentación con cierta restricción, con la que se puede perder peso rápido, por lo que hay que hacerla puntualmente, nunca de manera permanente, para evitar la acumulación de cuerpos cetónicos en el organismo.
  4. Formación de cuerpos cetónicos (cetosis):Se ha demostrado que la cetosis (el organismo, al no encontrar carbohidratos debe recurrir a las grasas acumuladas en el cuerpo para utilizarlas como fuente de energía) produce acidosis metabólica y, como consecuencia, se pueden producir alteraciones del sistema nervioso y en la contractibilidad de las fibras del músculo cardiaco favoreciendo la aparición de arritmias.
  5. Una de las principales ventajas de seguir una dieta proteica es que te ayudará a aumentar músculo. El consumo de proteínas es esencial puesto que proporciona al músculo los aminoácidos necesarios para reparar el daño causado al realizar ejercicios de fuerza.
  6. En esencia, puedes comer todo tipo de pescado, carne, lácteos desnatados, huevos, fruta, verdura, semillas, aceite de oliva (crudo), frutos secos… prevaleciendo los productos proteicos (carne y pescado).
  7. Se prohíbe: Grasas trans (altamente perjudiciales), azúcar, refrescos, repostería, pasta, pizza, chips, paella…cualquier producto light o muy procesado. Nos centraremos en alimentos naturales.
  8. Existen las llamadas dietas normoproteicas: con productos fabricados específicamente (sobres, barritas, tortillas, etc.) con la cantidad de proteínas que el cuerpo necesita bajo la supervisión de un médico que adaptará la dieta a las necesidades y características de cada persona.
  9. En las dietas hiperproteicas de origen animal,que se realizan con alimentos de gran valor proteico (carnes y pescados), se consumen más proteínas de las que el cuerpo necesita, además de ingerir una gran cantidad de grasas, lo cual puede conllevar riesgos para la salud.
  1. Sobreesfuerzo de riñones e hígado: en las dietas proteicas, los riñones realizan un esfuerzo añadido para eliminar la proteína sobrante y el hígado para poder metabolizar los nutrientes, lo que puede incidir en el agravamiento de patologías ya existentes (insuficiencia renal) o en la aparición de otras.

Deja un comentario